KontsumoBIDE. Instituto Vasco de Consumo

Acceso a la página de inicio de euskadi.eus

Buscar

Estás en:
  1. Inicio
  2.  
  3. Actualidad
  4.  
  5. Noticias y notas de prensa

¿Te devuelven dinero de tu compra online? Diferencia las webs cashback gratis y las de pago

autor: Kontsumobide, Septiembre 7, 2017

Si realizas una compra en internet y te ofrecen la posibilidad de beneficiarte de futuros descuentos o reembolsos de dinero, frena en seco antes de pulsar la palabra Aceptar. Las ofertas más apetecibles, con altos descuentos, suelen esconder algún tipo de contraprestación económica. Párate y lee con detenimiento la letra pequeña. Solo así podrás saber si te encuentras ante una plataforma de cashback, de carácter gratuito, o un club privado de compras que exige una suscripción de pago. Los dos son medios lícitos para obtener descuentos o devoluciones de dinero, pero los segundos pueden generar cargos mensuales en tu cuenta corriente.

Plataformas de ‘cashback’ o de reembolso gratuitas

Las plataformas de cashbacks o de reembolso son webs que ofrecen, de forma gratuita, la devolución de un porcentaje de tu compra online. Para ello, debes registrarte previamente en la página. Algunas de las más conocidas son Beruby y Lyoness.

Su funcionamiento es simple. Estas webs rubrican acuerdos con diferentes marcas y las publicitan a través de su web a cambio de una comisión por las ventas. Si te das de alta en esa página y efectúas una compra a través de ella, la plataforma reparte contigo una parte de ese beneficio. Normalmente, las cuantías no son muy elevadas y, en ocasiones, para poder obtener el reembolso del dinero prometido, debes alcanzar una cuantía mínima.

Clubs privados de compras con suscripción de pago

Los clubs privados de compras funcionan de una forma similar, pero con una gran diferencia: debes abonar una suscripción para que te transfieran los reembolsos. En España, existen algunas webs como Privilegios en compras, Ocioneo o Disfruta y ahorra, que pueden exigir el pago de unas cuotas mensuales que suelen rondar los 15 euros. A cambio, te prometen mayores reembolsos, de hasta un 10%, y te ofrecen vales de fidelidad.

El principal problema es que, en ocasiones, estas webs se publicitan a través de anuncios personalizados que te aparecen en pantalla cuando acabas de adquirir un producto en la página de una de las empresas asociadas. Te proponen obtener un elevado reembolso en tu siguiente compra y, si no te fijas en la letra pequeña, cumplimentas los datos y pinchas en Aceptar, en realidad estás firmando una suscripción mensual a ese club.

Si no eres de las personas que comprueban con regularidad los cargos efectuados en su cuenta corriente, puedes encontrarte con una desagradable sorpresa: cuotas mensuales de 15 euros a cambio, normalmente, de nada.

Si te ofrecen un descuento o un reembolso, lee con detenimiento las condiciones para poder beneficiarte de esa oferta. Y si consideras que han vulnerado tus derechos como persona consumidora, reclama.

Temas
Euskadi, bien común