Acceso a la página de inicio de euskadi.eus

Deberías conocer el Sistema Vasco de Arbitraje, por tu bien

Deberías conocer el Sistema Vasco de Arbitraje, por tu bien

¿Conoces este símbolo? Fíjate bien, no lo olvides y búscalo cuando vayas de compras. Elige siempre el comercio que se compromete contigo y con un buen servicio; y ese es el comercio que exhibe el símbolo del Servicio Vasco de arbitraje.

A nadie le gusta, pero a todos y todas nos ha pasado. Compramos un producto, contratamos un servicio, pero no nos satisface. Hablamos con la parte vendedora y en muchas ocasiones llegamos a un acuerdo, pero ocurre que a veces su punto de vista y el nuestro son distintos. ¿Qué podemos hacer entonces? Es el momento de la hoja de reclamaciones, de la denuncia en Kontsumobide o en la OMIC de turno, pero eso solo puede que no te solucione el problema. Si quieres recuperar tu dinero u obtener una solución satisfactoria no es descartable que tengas que acudir a los tribunales. Pero hay otro camino, más rápido, más eficaz, más barato, más amistoso: el Servicio Vasco de Arbitraje.

La mecánica es sencilla: si un comercio está adherido al Servicio Vasco de Arbitraje (o sea, si exhibe la imagen de cabecera) se compromete con la calidad y contigo. Si surge un problema de consumo, tú puedes solicitar el arbitraje rellenando el impreso de solicitud y presentándolo en Kontsumobide, en la OMIC, en las asociaciones de personas consumidoras o directamente en la Junta Arbitral. Si la empresa está adherida al sistema arbitral, se intenta una mediación la empresa y tú para conseguir llegar a un acuerdo. Si no se consigue, se realizará una audiencia (una reunión) donde ambas partes explicaréis vuestras alegaciones y qué solicitáis. Una vez terminada la audiencia, el Colegio arbitral tomará una decisión, es decir, un laudo arbitral (puedes ver algunos ejemplos en este enlace (abre en nueva ventana)) y es de obligado cumplimiento. Todo esto ocurre en 90 días desde que se admite la solicitud de arbitraje y es absolutamente gratuito.

Parece evidente que el arbitraje es una opción mejor que el juzgado, o que asumir una perdida, pero para que sea aún más efectivo es mejor pensar en arbitraje antes de que surja el conflicto. Ante dos ofertas similares opta por aquella que se ha adherido al sistema vasco de arbitraje, eso refleja un compromiso con un consumo responsable y con una atención de calidad.

No lo dudes, el arbitraje es un plus, una ventaja que puedes disfrutar y compartir.

Si quieres saber más sobre arbitraje puedes echar un vistazo a este enlace (abre en nueva ventana).

SÍGUENOS
  • Suscríbete a Título RSS
Euskadi, bien común